El estilo de juego en el fútbol

Cada equipo, incluso en ocasiones cada club, cuenta con un estilo de juego, una marca, una identidad que les hace reconocibles sobre el terreno de juego.

Aunque, es cierto, que temporada a temporada y no sé si estáis de acuerdo conmigo en esto, los equipos cada vez son más camaleónicos.

¿Qué es el estilo de juego?

Es la personalidad y el comportamiento de un equipo en las distintas fases del partido. Por lo que también podemos decir que hay tantos estilos de juego como entrenadores.

Y es que como estilo se puede hablar de equipos que suelen replegarse, que quieren el balón, que realizan presiones altas e intensas… pero dentro de ahí cada míster tiene su librillo y su toque especial.

Algunos entrenadores con estilos de juego muy reconocibles son Simeone, con su Atlético de Madrid o, cómo no, Guardiola, que desde que empezó en el Barcelona ha llevado a cabo un estilo de juego muy centrado en la posesión del balón.

Aunque bien es cierto que hay detalles muy diferenciables entre el Barça, el Bayern o el City. Al final los entrenadores tienen que adaptarse a los jugadores y a sus características.

También hay países que han realizado proyectos muy interesantes, como es el caso de Alemania, en los que han regulado cómo debe ser la enseñanza en el fútbol base, desde las edades más tempranas.

Cómo deben estructurarse los entrenamientos, qué conceptos se deben que trabajar más y de qué forma e incluso de qué manera se tienen que desarrollar los partidos según la categoría y edad.

Estilo de juego

¿Conoces las diferencias entre estilo de juego, modelo y sistema?




El estilo de juego en el fútbol base

En mi opinión, aunque soy partidario de intentar ser protagonista con el balón, salir con el balón jugado, realizar combinaciones… en el fútbol base los niños y niñas deben experimentar distintos estilos de juego.

Y es que en el fútbol base (y también cada vez más en el fútbol profesional) hay que saber adaptarse a tus jugadores y tener también en consideración al rival.

Lo que está claro es que cuantas más experiencias vivan los jugadores, cuantas más situaciones y en contextos diferentes experimenten, va a ser mucho mejor para su formación, aprendizaje y desarrollo.

Con ello, cuando sean adolescentes o adultos, lleguen o no a ser profesionales, podrán adaptarse más rápido a cualquier equipo, a cualquier entrenador y a cualquier club.

Se debe tener una metodología y una filosofía pero creo que cada vez más hay que contar con una mayor adaptabilidad. El fútbol evoluciona, al igual que los entrenamientos y los jugadores, y eso no se puede cambiar.

Luego hay clubes con una identidad inamovible, a todos nos viene a la mente el F.C. Barcelona. Desde pequeños con un estilo de juego muy marcado, con una idea fija e inamovible.

¡Mejora tus sesiones de entrenamiento!
Pizarras de entrenador de fútbol
Silbato electrónico de mano

El estilo en el fútbol profesional

Como decía, cada vez más se habla de equipos camaleónicos, equipos que se adaptan muy bien a las distintas situaciones que se desarrollan en un partido de fútbol.

Equipos que les da igual presionar en bloque alto o bajo, que no les importa regalar el balón al contrario o ser ellos los protagonistas…

Creo que el fútbol evoluciona hacia esto. Un fútbol más complejo y completo, unos jugadores con una adaptabilidad tremenda e incluso con la capacidad de jugar en distintas posiciones en el campo.

Por supuesto, hay clubes que aún conservan su idea, su filosofía. Como antes hablaba del Barcelona. Tanto es así que hasta algunos aficionados prefieren mantenerla aunque sepan que los resultados no se van a dar.

Es su historia, el legado que han ido moldeando a lo largo de muchos años. Pero es cierto que cada vez es más difícil mantenerlo.

Porque no creo que sea sólo el querer, si no que se tienen que dar unos condicionantes especiales, unos jugadores con unas características muy concretas, un entrenador con las ideas claras, un cuerpo técnico y una directiva que acompañe…

Y es que en el fútbol profesional, queramos o no, el objetivo son los resultados. No es fútbol base donde debe primar, o al menos debería, la formación.

En el fútbol de élite se exigen resultados. Ya sea ganar competiciones, luchar por ellas, entrar en Europa, no descender, subir de categoría, entrar en playoffs…




¿Es importante entonces el estilo de juego?

Creo que se debe tener un estilo de juego trabajado, pero como he comentado, no se deben menospreciar las demás formas de jugar.

Porque hay partidos que van a exigir jugar de otra manera, el rival somete o no deja desarrollar tu idea, lo que tenías planeado.

Quizás trabajar con un estilo de juego y desde ahí realizar las adaptaciones necesarias según lo que se crea mejor para el equipo y para el partido, es una buena opción.

Pero esto es fútbol y cada cual puede trabajar de una manera. Lo que sí creo es que el entrenador debe realizar su trabajo con motivación, pasión y creyendo en su idea.

De esa manera será más fácil implantarla en el equipo y que los jugadores la desarrollen de una manera más eficaz.

Y aquí doy por finalizado el post sobre el estilo de juego en el fútbol.

¿Buscas más ejercicios de fútbol 7 y fútbol 11?

Descubre mis libros y ebooks:

40 RONDOS para fútbol

145 EJERCICIOS de fútbol base

Sígueme en Instagram y X